Cuando hablamos de duelo solemos pensar en la pérdida de un ser querido, pero el duelo puede manifestarse por otro tipo de situaciones y pérdidas.

En este artículo vamos a hablar de qué es el duelo, los tipos de duelo, las fases que se manifiestan en el proceso del duelo y algunos consejos para superar esta etapa de tu vida.

1. ¿Qué es el duelo?

Lo primero de todo es definir qué es el duelo:

El duelo es un proceso psicológico que consiste en la adaptación emocional que se produce ante una pérdida.

1.1. ¿Por qué puede aparecer el duelo?

Como hemos dicho al principio de la entrada, el duelo no solo puede aparecer por la pérdida de un ser querido, sino por distintas situaciones las cuales te voy a exponer a continuación:

  • La pérdida de un ser querido, ya sea una persona o un animal.
  • Una ruptura de pareja.
  • La pérdida de un puesto de trabajo.
  • Un cambio de residencia.
  • Una pérdida relacionada con nuestra propia salud.
  • La pérdida de un amigo, es decir, cuando esa persona deja de ser de tu círculo cercano.
  • Etc.

2. Fases del duelo

El duelo es un proceso individual y no todas las personas lo llevan ni lo viven de la misma forma. El proceso del duelo no tiene unos tiempos establecidos, ya que para cada persona puede alargarse más o menos en el tiempo. Lo mismo pasa con las fases o etapas del duelo, no todas las personas actúan igual ante esta situación.

Es la psiquiatra Elisabeth Kübler-Ross la que nos habla, en su libro «on deaht and dying«, del modelo de las 5 fases del duelo ante el fallecimiento de un ser querido:

2.1. Fase de negación

La primera reacción lógica de una persona ante esta situación es negar la misma. Como seres humanos que somos, el miedo por desconocimiento a la muerte es algo irracional por ello reaccionamos de esta forma.

Esta fase tiene una función bastante importante que es la de otorgarnos tiempo. Tiempo para procesar lo sucedido y para adaptarnos a nuestra nueva vida con esa pérdida, para soportar el dolor que supone.

2.2. Fase de ira

Esta etapa está asociada a sentimientos de culpabilidad o de rabia. La etapa de la ira se relaciona con intentos psicológicos y naturales de que nuestro estado emocional y nuestro contexto se mantenga igual que antes de que se produjera la pérdida.

2.3. Fase de negociación

Se caracteriza por la angustia ante la lucha entre aceptar la realidad de la pérdida o seguir resistiéndonos a esta.

En esta fase nos planteamos qué habría pasado si hubieras hecho las cosas de otra forma o hubieras actuado de otra manera… En resumen, intentas crear situaciones mentales en las que la pérdida no se produce.

2.4. Fase de depresión

Es en esta fase cuando empezamos a asumir de forma definitiva la pérdida y empiezan a aflorar sentimientos intensos de tristeza y desesperanza. Esta fase suele ir de la mano de síntomas característicos de procesos depresivos como pueden ser el aislamiento social o desconexión de actividades.

2.5. Fase de aceptación

Esta sería ya la última fase, a la que todos debemos llegar tarde o temprano. Nuestras emociones ya están más calmadas y se comienza a reanudar la vida, recuperando de forma progresiva las actividades habituales.

Esta fase suele ser la más complicada de llegar y en la que solemos necesitar ayuda profesional para asumirla.

3. Consejos para superar el duelo

El psicólogo Williams Worden nos explica como superar el duelo mediante 4 tareas o procesos:

3.1. Aceptar la realidad de la pérdida

La primera tarea que debemos llevar a cabo es aceptar la pérdida y para ello, muchas veces, los rituales funerarios o rituales que hacemos según la creencia de cada uno nos ayudan a despedirnos de esa persona. Nos permiten decir adiós y dejarlos marchar.

Porque el proceso de duelo no es un proceso de olvido, sino un proceso de adaptación de tu vida sin esa persona.

3.2. Elaboración del dolor del duelo

El dolor es algo natural cuando nos enfrentamos a una pérdida y lo que nunca debemos hacer es apartar ese dolor como si no existiera. Debemos aceptar ese dolor y saber cómo lidiar con él. Para ello Worden nos dice que acudamos a personas que nos den la confianza para expresar nuestro dolor y nos ayuden a afrontarlo.

La mayoría de las veces son las otras personas las que detectan que quien está pasando el duelo, lo está haciendo de forma irregular, es decir, que no lo está llevando de una forma sana. Y son ellos los que animan a esta persona a pedir ayuda de un profesional, que pueda guiarle en este camino del duelo, ya que por ellos mismos no son capaces de ver esa realidad.

3.3. Adaptarse a un nuevo mundo sin el ser querido

Tu vida es un puzle en el que cada persona de tu alrededor es una pieza. Cuando una de esas piezas falta, el puzle tiene que reconstruirse y volver a encajar.

Cuando perdemos a alguien hay veces que, incluso, nuestras creencias y nuestros valores se tambalean, y es algo natural pero a fin de cuentas debemos apoyarnos en esas creencias, porque son las que nos permitirán seguir adelante.

Puede que con esta pérdida debamos asumir nuevos roles en nuestra vida, para suplir ese «vacío» que ha dejado en la estructura familiar, pero esto no quiere decir que tu identidad desaparezca o que estés dejando atrás a esa persona, sino que la vida sigue y tienes que seguir con ella.

3.4. Reubicar emocionalmente al ser querido

La última tarea que nos manda Worden es la de reubicar emocionalmente al ser querido. No tiene nada que ver con el olvido, porque un ser querido nunca se olvida sino que se aprende a vivir sin esa persona.

¿Cómo hacemos esto?

Pues según esta teoría debemos reestablecer los vínculos emocionales que teníamos con el fallecido sin anclarnos al pasado.

Por ejemplo, si a unos padres se les muere un hijo, no pueden decir «jamás tendremos otro», porque se están anclando al pasado y cerrando puertas al futuro. Y no es que estemos diciendo que haya que suplantar una persona por otra, no, simplemente no hay que cerrarse a lo que pueda pasar.

Aceptamos la perdida y avanzamos a lo que nos traiga el futuro.

4. En Psicoclinic te ayudamos a superar el duelo

Si necesitas superar el duelo con ayuda o conoces a alguien que esté pasando por esta situación y no pueda superarlo por sí mismo, nuestro equipo de profesionales puede ayudaros. Solo tienes que reservar tu sesión online o presencial desde el calendario que aparece aquí abajo:

Entradas recomendadas